creer-en-ti-misma

8 cosas que pasan cuando empiezas a creer en ti misma

No hace mucho comentaba con alguien que cada 8-9 años (siempre cerca del cambio de década) experimentaba una de esas crisis existenciales en las que te preguntas si tu vida va en la dirección correcta, en las que te das cuenta de que el tiempo ha pasado muy deprisa y que no has hecho ni la mitad de las cosas que querías haber hecho, en las que cuestionas tu vida profesional, tus relaciones y sobre todo, a ti misma. Y la sensación de inseguridad que te envuelve hace que sientas un terrible vértigo.

Es posible que haya personas a las que no les pase porque, con el ritmo de vida que generalmente llevamos, con tanto estrés y con tantas cosas que queremos o tenemos que abarcar, no tengan ni siquiera tiempo para tener una crisis. O quizá piensan que es mejor no analizarse demasiado y seguir adelante como sea.

En cualquier caso, la parte buena de las crisis es que, cuando se superan, sales fortalecida, más sabia y segura de ti misma. Y cuando una cree en sí misma, pasan muchas cosas buenas. Aquí tienes ocho de ellas:

1. Juzgas menos

Las opiniones negativas son un reflejo de quienes las da, no de quien las recibe. La gente que pasa mucho tiempo juzgando a otr@s generalmente invierte muy poco tiempo en sí mism@s. Cuando centras tu energía en tu propia vida y en actuar para conseguir lo que quieres, dejas de enfocarte en los demás. Para creer en ti misma tienes que conocerte y aceptarte tal y como eres, con tus imperfecciones. Ese camino de aprendizaje hará que también seas más compasiva con los demás y que seas consciente de que quizá se comporten de determinada manera porque están pasando por algo que desconoces.

2. Pasas a la acción

La mayor excusa que nos ponemos para no hacer algo que necesitamos o queremos hacer es “No tengo tiempo”. Aun así, las 24 horas del día son las mismas para todo el mundo. El tiempo es una constante, no una variable. Es lo que es. Afortunadamente, aunque el tiempo no puede cambiar, tú sí puedes hacerlo. La falta de confianza se manifiesta en miedo y perfeccionismo, pero en el momento en el que empiezas a trabajar la confianza en ti misma vences todos los miedos que te paralizan. Pasas a la acción.

3. Te conviertes en inspiración para otr@s

Las personas que realmente creen en sí mismas son inspiradoras. Cuando de verdad confías en ti misma, tiene el poder de influir y de que otr@s apoyen tu esfuerzo. Esto es especialmente importante cuando emprendes un negocio o una empresa que necesita el respaldo de otras personas.

4. Manejas las críticas de manera más objetiva

A nadie le gustan las críticas negativas. Las personas que más éxito tienen son aquellas que saben extraer lo bueno de una crítica y utilizarlo para mejorar. Cuando crees en ti misma tienes una base emocional sólida que te permite considerar de manera racional tanto la información y como la fuente. Consigues no sentirte herida ante una crítica negativa, y cuando esta está fundamentada, te sientes lo suficientemente segura como para sentirte agradecida por recibirla y la utilizas en tu propio beneficio.

5. Incrementas tu poder de perseverancia

Todo el mundo pasa por momento duros, pero la habilidad para levantarse y continuar es diferente en cada persona. Que creas en ti misma no significa que pienses que tienes poder sobre todas las cosas o que eres perfecta (¡quién quiere serlo!). Significa que que tienes la habilidad para solventar tus problemas y seguir adelante. Sabes que las dificultades te enseñarán algo y te harán más fuerte para seguir tu camino.

6. Atraes lo bueno

Por defecto, creer en ti misma genera energía positiva. Cuando comienzas a esperar lo mejor, empiezan a suceder cosas que están en concordancia con tus deseos y tus metas. No es el destino o la suerte; es la forma en la que las cosas suceden de manera natural. Pensar en positivo facilita el camino para conseguir tus objetivos.

7. Te vuelves más disciplinada

Creer en una misma siempre conduce a tener mejores hábitos en la vida. Aceptarte y creer en ti misma te empodera. No culpas a los demás o esperas que las cosas se hagan solas, sabes que eres tú y solo tú quien debe pasar a la acción para conseguir aquello que te propones. Las personas que creen en sí mismas tienden a trabajar de manera constante y ordenada para conseguir sus objetivos.

8. Tu potencial para el éxito se vuelve exponencial

Cuando confiar en ti misma te brinda los primeros éxitos, cualquier duda que tuvieses con respecto a tus aptitudes se disipa y es reemplazada por el entusiasmo por seguir cosechando triunfos, sean personales o profesionales. Cuando la seguridad en ti misma se incrementa, tu capacidad para alcanzar objetivos también lo hace.

Como ves, creer en ti misma no trae nada más que cosas buenas. Si todavía no lo has conseguido, hoy puede ser un buen día para empezar a hacerlo. ¿A qué esperas?

Fuente: lifehack.org.

QUIZÁ TAMBIÉN TE GUSTE...

¿Eres Imperfecta?

Únete a la comunidad de Imperfectas y no te pierdas nada de lo que se cuece por aquí.

¡Gracias por unirte a nosotras!

Pilar M. Peña
hola@imperfectas.com

Creadora de Imperfectas. Alicantina. Nací en el Año Internacional de la Mujer. Perfectamente Imperfecta. Pecosa y creativa. Chocolate & beer lover.

No hay comentarios

Deja un comentario

Uso de cookies

La web de Imperfectas utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuaria. Haz clic en "Aceptar" si estás de acuerdo. Más información

ACEPTAR
Aviso de cookies