publicidad inclusiva

La publicidad inclusiva está de moda este otoño

La publicidad inclusiva es tendencia esta temporada. Las marcas ya han lanzado sus nuevas colecciones de otoño, y cada vez intentan sorprendernos más con campañas que llamen poderosamente nuestra atención.

Durante las últimas dos semanas me he encontrado en los medios con artículos que aplauden campañas que reivindican la diversidad, los cuerpos saludables y las siluetas naturales. Ha sido el caso de H&M, que en su nuevo anuncio de marca de ropa low cost ha contado con mujeres que representan diferentes cuerpos, razas, roles y edades:

También Oysho ha presentado su catálogo de Soft Basics con modelos con las que una mujer puede, en mayor o menor medida, sentirse identificada, alejadas de los absurdos estándares a los que nos tienen acostumbradas los medios:

publicidad inclusiva oysho

Y la que más me ha gustado, sobre todo porque parece que han reaccionado después de la que les cayó por la campaña que hicieron el año pasado cosificando a las mujeres, es la de Multiópticas. La marca de gafas quiere que veamos la realidad tal y como debería ser, sin estereotipos de género y edad, sin imposiciones sociales, sin racismo, sin complejos:

¿”Postureo” o concienciación?

Aplaudo estas campañas por ser inclusivas, no recurrir a estereotipos y evitar la cosificación, pero al mismo tiempo me cuestiono varias cosas:

¿Encontrará cualquier mujer que vaya a una de sus tiendas la talla que necesita? ¿O será la campaña un simple “postureo” para luego sentirnos –una vez más– frustradas al ver que no hay tallas para todos los cuerpos?

¿Van a cambiar de una vez los maniquíes de piernas imposibles y caderas de niña con los que solemos encontrarnos en los escaparates de sus tiendas?

¿Será real y duradero el compromiso de estas marcas de mostrar mujeres con cuerpos saludables, con las que todas nos podamos identificar? ¿O es solo una estrategia más de marketing para incrementar sus ventas porque parece que “está de moda” reivindicar los cuerpos reales?

¿Cuál es tu opinión sobre estas campañas? ¿Crees que serán “flor de un día” y que las marcas volverán a las andadas o, por el contrario, están realmente concienciadas con la necesidad de cambiar el tratamiento que recibimos las mujeres en la sociedad y en los medios?

Imágenes: Oysho.

QUIZÁ TAMBIÉN TE GUSTE...

¿Eres Imperfecta?

Únete a la comunidad de Imperfectas y no te pierdas nada de lo que se cuece por aquí.

¡Gracias por unirte a nosotras!

Pilar M. Peña
hola@imperfectas.com

Creadora de Imperfectas. Alicantina. Nací en el Año Internacional de la Mujer. Perfectamente Imperfecta. Pecosa y creativa. Chocolate & beer lover.

3 Comentarios
  • Nuria Líquida
    Publicado a las 07:51h, 21 septiembre Responder

    Espero que esta vez les dure más que aquella otra en la que se comprometieron a normalizar las tallas y que una 36 fuera realmente una 36. Hoy, que vuelvo a meterme en el probador con tres tallas distintas “a ver cual es la mía de este modelo”, me parece que es más postureo que otra cosa.

    • Imperfectas
      Publicado a las 10:53h, 21 septiembre Responder

      ¡Gracias por comentar Nuria!

      Sí, la verdad es que lo de normalizar las tallas cayó en el olvido… Yo también voy siempre cargada con dos o tres tallas de la misma prenda para ver cuál es la mía.

      Me fastidia sobre todo porque llego con tropecientas prendas al probador; a estas alturas de mi vida me da igual que la talla más grande sea la que finalmente me vaya. Pero entiendo que a las más jóvenes (y quizá a las no tanto) esto les pueda suponer un trauma, con las terribles consecuencias físicas y emocionales que ello puede conllevar.

  • Sesca
    Publicado a las 12:32h, 21 septiembre Responder

    Estamos muy de conseguir alcanzar cánones de belleza saludables y reales. Estas campañas son simples lavados de cara de grandes empresas a quienes lo único que les importa es sacar beneficio y ganar dinero. Parecen meras estrategias de marketing, para conseguir precisamente esto: que miles de mujeres les aplaudan, hablen de lo positivas que son estas campañas y que compartan esta información en sus redes sociales, de forma que sin que estas empresas se gasten ni un misero euro, su marca aparezca en todas las redes sociales. Les hacemos la publicidad gratuitamente, y además, se ganan una buena imagen. Es perfecto (para ellos, evidentemente), es todo perfecto. Lo peor es que los cánones y la moda sigue marcado poderosos patrones de los que difícilmente nos libramos. Estas campañas son algo esporádico, puntual, excepcional. Las campañas deberían ser siempre así, no meras anécdotas. Si de verdad se preocupan tanto por las personas, que dejen de ver a las mujeres reales como potenciales clientes y se preocupen por vender ropa o ”moda” más sostenible y real. Estas empresas tienen las armas para cambiar los cánones, son ellos quienes a través de las modelos, los maniquíes, la publicidad, el tipo de ropa, etc. van dictando los patrones que debemos seguir. Si de verdad les importamos tanto, que conjuguen todos estos agentes (no sólo uno uno de ellos, como puedan ser este tipo de publicidad), se apliquen el cuento y sean consecuentes con la imagen que nos quieren vender. Hasta que no demuestren ese verdadero compromiso, deberíamos ir con cuidado en creer toda esta basura y pensar que llega el cambio o empiezan a cambiar los patrones. Si de verdad tuviesen un compromiso real… ¿no creéis que ya hubiéramos avanzado en este ámbito? Son muchos años ya. Si no ha ocurrido es porqué no les interesa. Si ahora ocurre es porqué por ”suerte” lo demanda la sociedad, y quieren sacar beneficio de ello. Pero querida amiga, TÚ no les importas lo más mínimo. Ni tú, ni el resto de mujeres. Sólo buscan el beneficio económico, y si para ello tienen que poner a una modelo ”gordita” o a una ”negrita” pues lo harán. Pero eso sí, siempre y cuando ello contribuya a ganar más millones.

Deja un comentario

Uso de cookies

La web de Imperfectas utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuaria. Haz clic en "Aceptar" si estás de acuerdo. Más información

ACEPTAR
Aviso de cookies